Aprender SEO

Cómo hacer una redirección 301 rápido y con un solo click

Pinterest LinkedIn Tumblr

Ejecutar redirecciones 301 es una tarea fundamental en el SEO. Y de eso te vamos a hablar aquí.

Aprende cómo hacer una redirección 301 rápido y por qué debes dominar su ejecución en tu día a día.

¿Nos acompañas? Empecemos por lo básico.

¿Qué es una redirección 301?

redireccion 301Una redirección 301 es una forma de redirigir de forma permanente una URL A a otra URL B.

Si una página web se está mudando a un nuevo sitio web, puede ser difícil avisar de ello a todos los usuarios sobre el cambio y aún más difícil hacer que lo recuerden.

Un redireccionamiento 301 resuelve el problema al desviar todo el tráfico de la URL antigua a la nueva de forma automática. Por lo tanto, los usuarios que accedan al sitio antiguo llegarán al nuevo, aunque las URLs sean diferentes.

Puedes agregar redirecciones 301 para páginas individuales o dominios completos. Incluso puedes utilizarlo en imágenes, por ejemplo, redirigiendo una imagen al artículo donde está incrustada.

¿Por qué podrías necesitar hacer redirecciones 301?

Hay muchas situaciones en las que se tiene que realizar un redireccionamiento 301. Estos son algunos de los motivos más comunes:

  1. Estás cambiando todo tu dominio a uno nuevo.
  2. Deseas reorganizar las páginas, cambiando o eliminando un directorio.
  3. Han enlazado una página del sitio web y han escrito mal la URL, generando un error 404 que hay que eliminar.
  4. Dos páginas están rankeando por una misma keyword, pero una de ellas está mejor optimizada y tiene más tráfico.

Pondremos un ejemplo para que veas cómo funcionan las redirecciones 301.

Supongamos que tu página web tiene la estructura de enlaces permanentes así:

mipaginaweb.com/año/mes/dia/nombre-del-post

Es la estructura que WordPress permitía y consideraba como la más «bonita» hasta hace unos años.

Blogs como WWWhatsNew! tienen este tipo de estructura, pero es complicada de recordar y al final es demasiado larga; por eso se buscan direcciones URL más cortas y amigables, del tipo:

mipáginaweb.com/categoria/nombre-del-post

Si cambias la estructura de enlaces permanentes cuando ya tienes páginas publicadas, todos esos contenidos antiguos pasarán a convertirse en enlaces rotos; éstos a su vez generarán un error 404 cada vez que un usuario intente ingresar en uno de ellos. En consecuencia, estarás dando una mala usabilidad de tu sitio web, el cual también podrá ser penalizado por Google.

¿Cómo lo solucionas? Obviamente no es práctico avisar a todos los suscriptores. Estas cosas a nadie le interesan, ni las recuerda. Por no hablar de la carga de trabajo que supone hacerlo así.

Se soluciona con una redirección 301: cualquiera que ingrese a la estructura de URL antigua será redirigido inmediatamente al artículo que busca, pero con la estructura de URL nueva sin que tenga que hacer nada.

Además, así también avisas a los buscadores de que tu sitio web tiene una nueva estructura de enlaces permanentes, y de este modo, “transfieren” el SEO logrado a la URL nueva.

Otro ejemplo destacado de redireccionamiento 301 son las webs que tienen su blog en un directorio tipo www.mipagina.com/blog y desean moverlo al dominio principal.

Como ves, son muchas las situaciones que conllevan el tener que realizar redirecciones 301.

¿Por qué son importantes las redirecciones 301?

Una duda muy extendida es si las redirecciones 301 afectan al SEO y, en consecuencia, si restan o no tráfico orgánico a las páginas redirigidas.

La respuesta más sencilla es que si lo haces bien, no tiene por qué pasar. Pero en el SEO no hay nada sencillo, como tampoco hay respuestas tajantes.

Hasta 2013, Google decía que una redirección 301 perdía el 15 % del SEO logrado en la URL anterior; el mismo porcentaje que cuando se enlazaba de una página a otra.

Pero las redirecciones no pierden nada de SEO desde que Google dijo que premiaría a las páginas web que implementaran un certificado SSL.

Fue Gary Illyes quien dijo que a Google ya no le importaba desde dónde o cómo se llegase a un sitio web, pues ellos transmitirían todo el PageRank de una página a otra.

Ojo aquí, porque Google no miente, pero tampoco dice toda la verdad y nos explicamos.

Cómo evitar que las redirecciones 301 afecten al SEO

precaucion redireccion 301Sí, Google no miente: una redirección 301 no afecta al SEO. Pero debes saber que esto es solo uno de los cientos de factores que Google tiene en cuenta para posicionar una página.

Los problemas que puede haber al hacer este tipo de redirecciones son otros y esos sí afectan al SEO. Y es que el hecho de cambiar la estructura de tu página web puede generar errores 404, redirecciones en bucle, etc.

Esto le pasó a Wired, una de las publicaciones online más importantes del mundo. Cambió sus URL para implementar un SSL (de http a https) y perdió tráfico de un día para otro.

Por eso aquí te dejamos algunos consejos para evitar que te afecten en tu posicionamiento:

  1. Asegúrate de que la redirección 301 vaya donde debe ir.
  2. Elimina las páginas redirigidas de tus sitemaps.
  3. Elimina cadenas de redireccionamiento (Página 1 a Página 2 a Página 3) y redirige directamente a la URL final.
  4. Detecta y soluciona redirecciones a enlaces rotos (Página 1 (301) > Página 2 (404)).
  5. Redirige las páginas con error 404.
  6. Busca páginas con redirección 301 que reciban tráfico orgánico y revisa si hay algún error. Los errores no deben aparecer en los resultados de Google.
  7. Busca errores de escritura que hagan que las redirecciones 301 funcionen mal.

Si haces todo esto, no tendrás ningún problema.

Si usas WordPress, hay plugins que realizan todo esto de forma automática. Es cuestión de buscar uno que te funcione y corregir de forma periódica los errores que vayan surgiendo.

¿Cómo hacer redirecciones 301?

hacer redireccion 301El objetivo de esta guía es explicar cómo crear de forma fácil y rápida una redirección 301, pero había que entender primero qué es una redirección 301, cómo puede afectar en tu sitio web y cuándo utilizarla.

La forma tradicional de crear redirecciones 301 es a través del archivo .htaccess, que está en el directorio principal de tu página web y añadir un código para cada redirección; pero eso es muy tedioso si tienes que hacer muchas redirecciones y requiere de conocimientos técnicos que no todo el mundo posee.

Si utilizas WordPress lo tienes fácil, pues como dijimos, existen plugins que lo hacen con un solo clic.

Veamos cuáles son los mejores y cómo funcionan.

#1 SEO by Yoast Premium

SEO by Yoast es, quizás, el plugin de SEO más utilizado por WordPress desde hace años. Y algo que sus usuarios reprochan es que el módulo de redirecciones se haya pasado a la versión premium del plugin.

Este módulo es genial, porque detecta cualquier cambio en tu sitio web que requiera un redireccionamiento y te lo notifica preguntando qué deseas hacer: una redirección 301 o una redirección 410 (esta le dice a Google que el contenido ha sido eliminado).

Tiene un precio de 79 € al año por sitio web.

#2 Rank SEO Math

Este plugin es nuevo, pero ha llegado con mucha fuerza al mercado. El módulo de redirecciones es casi el mismo que el de Yoast, pero con vitaminas y esteroides. Es un «monstruo».

Con él puedes:

  1. Detectar cuándo necesitas redirigir.
  2. Tiene consola para redirigir con un clic.
  3. Redirigir páginas que contengan una o más palabras o prefijos.
  4. Exportar o importar redirecciones.

Es gratuito y de los mejores plugins SEO de WordPress.

#3 Redirection

Es uno de los mejores plugins para crear redirecciones 301 en WordPress. Es muy sencillo de utilizar. Tiene una consola para crear redireccionamientos y te muestra sus estadísticas.

Pero hace más que eso, monitoriza todos los errores 404 para que hagas un redireccionamiento a otra página y solucionarlo. También te permite crear una redirección 301 condicional a ciertos factores.

Puedes controlar todas tus redirecciones, exportarlas y hacer todo lo que desees.

#4 Simple 301 Redirects

Muchos comienzan a hacer blogs en plataformas de blogs de terceros, como Blogger. Pasado un tiempo, quieren dar el salto y profesionalizarse, para lo cual necesitan migrar a una plataforma auto-hospedada.

En ese caso, encontrarás que este complemento es muy útil, porque podrás resolver el problema estructural de las URLs y establecer un redireccionamiento 301 permanente, de forma natural y sencilla.

#5 WP 404 Auto Redirect to Similar Post

Este plugin de redireccionamiento de WordPress funciona con el problema 404 común, pero tiene una característica que lo hace notable.

Creo que ya tienes una idea de este complemento leyendo su nombre. Está desarrollado para detectar las páginas de error 404 del sitio web, y redirigirlas a las publicaciones o páginas más similares.

Todas estas acciones son creadas por el plugin de manera natural. Ya no tienes que usar tu tiempo para rastrear y redirigir de forma manual los enlaces rotos de tu sitio web.

Tienes que decirle al complemento qué tipo de redirección (301 o 302) deseas. Después de eso, el plugin se hará cargo del resto.

Otra cosa importante es que, si el plugin no encuentra ninguna publicación o página similar para redirigir un enlace roto, establecerá una redirección 301 a la página de inicio para esa página 404.

Conclusión

Las redirecciones 301 son elementos clave que debes saber manejar para mantener una buena salud de tu sitio web. Si tu sitio es grande y con cierta antigüedad, lo necesitarás aún más y deberás ir con más cuidado.

No hemos mencionado ni una sola línea de código porque no es necesario. Los plugins hacen el trabajo de forma automática y tú solo te encargas de revisar que la estructura y su funcionamiento sean correctos.

Autor

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.